Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

SE ACERCA EL FIN DE LA HUMANIDAD, DE UN IMPERIO O DE UNA ÉPOCA: REALIDAD O FANTASÍA

9 Abril 2020 , Escrito por Ramón Linarez

La segunda década del siglo XXI comienza con una pandemia mundial que amenaza literalmente a la especie humana, que acelera el declive de la economía mundial, que acelera la decadencia y ambigüedad del capitalismo neoliberal que impera en la mayoría de los países del orbe. No obstante, el capitalismo no respeta fronteras, sistemas de gobierno, ideologías, estados, países o naciones solo obedece a sus intereses y nada más que a sus intereses.

 

El planeta ya colapsado con tanta contaminación, en medio de profundas crisis que demuestran la crueldad del capitalismo salvaje impulsado por los poderosos del mundo abre el escenario de la política mundial con una crisis sanitaria con tintes de guerra biológica lo que agrava aún más la gigantesca y enorme crisis ética-moral que atraviesa la humanidad.

 

En ese sentido, siendo la actual situación la más crítica que haya atravesado la humanidad después de la II guerra mundial y la guerra fía, vale la pena preguntarse: ¿Se acerca el fin de la humanidad? ¿Ha comenzado de manera silenciosa la III guerra mundial? ¿Es el fin del Imperialismo y del capitalismo? ¿Es el fin de una forma o modelo de vida y el comienzo de una nueva época, de una nueva era? ¿Es una nueva guerra de mercado entre las élites del capitalismo mundial?

 

Son preguntas que merecen una respuesta, la cual trataremos de responder mediante diversas teorías en este artículo, a la vez que generaremos más interrogantes. Esperamos que su mente sea lo suficientemente abierta para las teorías que aquí se enunciaran, las mal llamadas teorías de la conspiración.

 

No cabe duda de que esta situación es antinatural, es el coronavirus Covid-19 -producido por el virus SARS COV 2- un virus letal creado en un laboratorio de guerra con el que se busca y se ha concebido un plan macabro para disminuir la población, para generar una crisis económica profunda, para el establecimiento de un nuevo orden mundial y para comenzar la era digital y robotizada de la humanidad, la era de la Inteligencia Artificial, en adelante I.A.

 

No podemos olvidar, que desde hace ya tiempo y de modo oculto las empresas más poderosas del mundo pertenecientes a las 10 familias más ricas del planeta, así como gobiernos de diversos países llevan tiempo invirtiendo grandes sumas de dinero en formas y productos que permitan la evolución y modificación de la genética humana, visto que el capitalismo como modelo depredador es insostenible y más temprano que tarde hará irreversible la destrucción de la naturaleza y visto que el ser humano no puede sobrevivir en el espacio requiere que su genética sea modificada o fusionar su cuerpo o mente al mejor estilo de Hollywood a agentes robotizados que le permitiesen sobrevivir a la vida en el espacio exterior o en otro planeta, no olvidemos el proyecto Marte 2035.

 

No hay duda de que es un plan macabro, que tiene como actores intelectuales a las familias más ricas y poderosas del planeta y al sionismo internacional, los verdaderos dueños y señores del mundo que han tenido los últimos años como actores materiales, como brazo ejecutor de sus planes diabólicos al gobierno de los EEUU de Norteamérica y su aparato industrial militar.

 

Es y ha sido el sionismo internacional junto con los poderosos del mundo los que planifican en todo el planeta cambios de regímenes, golpes de estado, crisis económicas, guerras, cambios políticos, sociales y cambios en los modelos de desarrollo con la única intención de preservar el capital, su capital.

 

Alguien puede pensar y creer que la sustitución del hombre (género) por la tecnología, que la era que está a punto de comenzar, que este nuevo mundo más digital y robotizado se da de forma casual, se da por azar. Todas las crisis y situaciones del planeta siempre benefician de una u otra manera al concluir a los poderosos del mundo y perjudican al pueblo en general, a la sociedad mundial, a los peones del escenario del tablero de la política internacional que se juega en secreto.

 

El coronavirus Covid-19 ha frenado las distintas revueltas y protestas contra el sistema en todo el planeta, ha condenado a la humanidad al confinamiento en sus hogares y a la muerte, mientras comienza el auge de la I.A., la era robotizada y digital, la cual no produce enfermedades ni las transmite, ni mucho menos puede contagiarse de alguna, por tanto, garantiza el sostenimiento de la producción capitalista reduciendo costos, paros, protestas y huelgas de trabajadores por reivindicaciones laborales y en general paralizan a la humanidad por reivindicaciones sociales al estar esta confinada hasta tanto se consiga el tratamiento médico, la vacuna o cura que contrarreste a este virus, tiempo en el cual habrá mermado tanto la población que será sostenible el capitalismo en la era de la I.A.

 

Otra consecuencia del coronavirus Covid-19 como agente de cambio mundial en la búsqueda del llamado nuevo orden mundial es una guerra militar formal entre las potencias, la tan anunciada y cacareada III guerra mundial para reordenar el planeta según los planes del sionismo internacional y de los amos del mundo, con lo terrible que es este hecho al haber tantos países en la actualidad con armamento y tecnología nuclear, algo que a fin de cuentas se saldrá de control.

 

En fin el coronavirus Covid-19 ha dejado una huella imborrable para la humanidad, el mundo ya no será nunca más el mismo, habrá un antes y un después de este hecho que ha marcado la historia para siempre, pero a pesar de eso, no es momento de pánico, de angustia, de locura, es el momento de aprovechar la vida al máximo con nuestros seres queridos en los hogares donde hemos sido confinados, es el momento de reconectarnos con nuestra esencia interior profunda, de reconectarnos con nuestro Dios, es el momento de abrazar la fe y la esperanza, es el momento de abrazar los valores más profundos y hermosos del humanismo, porqué ha quedado demostrado en esta crisis sanitaria que todos somos iguales, tal cual como nos ve la divinidad.

 

Finalmente, querido lector una vez leído este artículo queda de su parte discernir las interrogantes antes realizadas, expresadas y sintetizadas en el título del mismo, el cual no es apto para aficionados.

Compartir este post

Repost0
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post